Tarta vegana del vecino de abajo de San Marcos

Tarta de san marcos

La tarta de San Marcos se ha hecho popular en muchas pastelerías. Es una tarta hecha de bizcocho genovés empapado en almíbar, con una capa de nata montada dulce, y habitualmente, también con otra de trufa de chocolate. Se suele cubrir con una capa de crema de yema tostada. Su origen y el origen de su nombre no está claro, pero es reciente (del siglo XX) y proviene de la ciudad de León. Supongo -esto es cosa mía- que se le ocurrió a alguna pastelería de allí, que le puso el nombre por el convento de San Marcos -que está en esa ciudad-.

Bueno... nosotros vamos a hacer una tarta de un aspecto similar, vegana, claro está... pero la verdad, me da muchísima pereza andar montando natas, así nosotros la vamos a rellenar de una crema ligera sin montar y que además, aguanta de un día para otro perfectamente. La cobertura va a ser de crema de panela o miel de caña y caramelo tostado.

Ingredientes:

Para una tarta de unas 6 a 8 raciones.

  • Para el bizcocho genovés:
    • 150g de tofu sedoso (o blando)Tofu suave en brick
    • 3 cucharadas de aceite de girasol
    • 150g de azúcar
    • 225g de harina
    • 2 cucharadas rasas de levadura química para repostería
  • Para la crema blanca:
    • 1 brick (200ml) de nata vegetal para cocinar (personalmente, prefiero de soja)
    • 400ml de leche vegetal
    • 2 o 3 cucharadas colmadas de azúcar
    • Un poco de esencia de vainilla, o azúcar vainillada
    • 3 cucharadas de fécula de maíz (maicena)
    • 2 cucharadas de margarina
  • Para la crema de trufa
    • 1 brick (200ml) de nata vegetal para cocinar
    • 400 ml de leche vegetal
    • 100g de chocolate fondant o negro (también sale bueno con cacao en polvo, del que usamos para el desayuno, aunque sale mucho más dulce)
    • 3 cucharadas de fécula de maíz (maicena)
    • 2 cucharadas de margarina
  • Para el almibar:
    • una tacita de agua
    • media ramita de canela
    • Un par de tiras de piel de limón (solo lo amarillo)
    • tres cucharadas de azúcar
  • Para la crema de arriba
    • Tres cucharadas de panela molida (o de miel de caña, si no tenemos panela)
    • 2 cucharada de caramelo líquido tostado
    • 1 taza de leche de soja
    • 1 cucharada fécula de máiz (maicena)
    • 1 cucharada de margarina

Preparación:

El bizcocho:

Precalentamos el horno a 190º. Tamizamos la harina junto con la levadura química y la reservamos.

Vamos a batir el tofu con el azúcar y el aceite, utilizando unas varillas durante unos minutos. Quedará una crema suave. Si logramos atrapar un poco de aire en el interior de la crema, mejor que mejor. Incorporamos la mitad de la harina y seguimos batiendo... finalmente, la otra mitad y batimos un poco más.

(La cantidad de humedad que aporta el tofu y la cantidad de humedad que absorbe la harina no siempre es previsible. Ten en cuenta que queremos que la masa quede como una crema espesa. Si ves que es más bien una pasta, añade unas cucharadas de agua o leche vegetal y sigue batiendo un poco.)

 

Debemos sacar tres pisos de bizcocho del mismo tamaño, y un grosor de entre 1 y 1.5 cm. Eso quiere decir que al extender la masa del bizcocho cruda sobre el molde, debería tener entre 2 y 3 cm de alto, confiando en que crecerá un 35% a 50%. Escoge el molde en consecuencia.

Vertemos la masa en el molde para y llevamos al horno durante 30 minutos. Para asegurarnos de que está bien hecho, pinchamos el centro con un cuchillo, y éste debe salir limpio. Si no es así, déjalo 5 o 10 minutillos más y repite la operación.

Una vez templado, lo desmoldamos, y ya podemos cortar los tres pisos.

 

Las cremas:

La técnica es la misma para las tres cremas, con pequeñas diferencias.

La crema blanca:

Ponemos a calentar la nata, la leche, el azúcar y la esencia de vainilla.

Aparte, en un vaso, diluimos la maicena con un chorrito de agua (lo mínimo para que se disuelva).

Cuando el líquido hierva, echamos la maicena disuelta en agua, y removemos mientras cuece un par de minutos más a fuego lento... Se formará una pasta muy espesa. Pasados esos dos minutos, pasamos la pasta a otro recipiente y reservamos para que enfríe completamente... al menos 1 hora a temperatura ambiente y al menos 1 en el refrigerador.

Cuando esté fría, la batimos bien con la margarina... formará una crema suave. Yo he utilizado una batidora eléctrica de varillas.

La crema de trufa:

Se prepara de la misma manera, pero disolvemos el chocolate junto con la leche y la nata. La cantidad de chocolate es orientativa... prueba la mezcla y ajústala a tu gusto.

Al igual que antes, cuando la preparación esté sólida, le echamos la margarina y la batimos enérgicamente con las varillas.

La crema de panela molida, para cubrir:

La panela es el azúcar moreno de caña sin refinar. Necesitamos tres o cuatro cucharadas. Nosotros lo tenemos ya molido.

Ponemos a calentar la leche con el caramelo, y al igual que antes, disolvemos la maicena con un chorrito de agua, y echamos al líquido, para que forme una pasta espesa que dejaremos cocer a fuego lento dos minutos. Reservamos y enfriamos.

Cuando esté fría, la batimos enérgicamente ésta vez con la margarina y la panela molida. Queremos que tenga una textura algo granulada.

 

 

El almíbar

Ponemos a hervir el agua con la canela en rama, la corteza de limón y el azúcar, hasta que se forme un almíbar ligero. Retiramos la canela y el limón, y dejamos que entibie.

 

 

El montaje

Aquí ya no hay misterios.

Cortamos el bizcocho en tres pisos, y lo colocamos sobre un papel parafinado, que nos permitirá moverlo luego cómodamente.

Tarta de san marcos

Empapamos la base de almibar, y ponemos sobre él una de las cremas... nosotros hemos puesto abajo la de trufa

Tarta de san marcos

Ponemos otra capa de bizcocho encima, la empapamos de almíbar y luego la otra crema. En último lugar, ponemos encima del todo una capa ligera de la crema de panela y caramelo.

Tarta de san marcos

Finalmente, recubrimos los bordes con un poco de la crema blanca y decoramos como más nos guste. La verdad es que yo iba a ponerle unas almendras tostadas y troceadas por el borde... pero cuando fui a buscarlas, ¡alguien se las había comido! :-D Así que finalmente se quedó solo con la crema blanca por el exterior.

 

Tarta de san marcos

¡Feliz cumpleaños! ;-D

 


 

Síguenos en Facebook