Magdalenas de limón y canela con semillas de chía

Magdalenas muffins de limón con semillas de chía

Unas magdalenas aromáticas para acompañar el café. Dicen que las semillas de chía (salvia hispánica) tiene infinidad de propiedades nutricionales... pero al margen de eso, tiene un sabor neutro y agradable, junto con una textura crujiente, y además, su cubierta libera mucílago -una fibra vegetal hidrosoluble- . Es decir, además de un agradable sabor a semillas, aporta una textura crocante y gelatinosa muy atractiva :-D

Ingredientes:

Para unas 6 u 8

  • 1 taza y media de harina de trigo
  • Una cucharada colmada de fécula de maíz (maicena)
  • 1 cucharada de levadura química (polvo de hornear)
  • 1 limón pequeño
  • Media cucharadita de canela molida
  • Una taza de leche de soja
  • Media taza de aceite de girasol
  • Media taza de azúcar (o edulcorante equivalente)
  • 1 cucharada de semillas de chía (salvia hispánica)

Preparación:

Precalentamos el horno a 180º

En un bol ponemos la harina de trigo, la fécula de máiz, la levadura quiímica y la canela, si es posible, todo tamizado.

Lavamos el limón, y rallamos su cáscara sobre las harinas... sólo la parte amarilla más superficial, que es donde está el aroma. Echamos también la cucharada de semillas de chía.

En una taza de leche de soja, añadimos tres cucharaditas del zumo de limón, y lo dejamos reposar un par de minutos.

Mezclamos entonces con las harinas la mezcla de leche y zumo de limón, el aceite y el azúcar, y mezclamos todo un poco con unas varillas, hasta que quede una papilla muy espesa y sin grumos.

Preparamos las cápsulas para magdalenas y las llenamos hasta 1/3 de su capacidad. Finalmente, las metemos al horno a 180º durante 25 a 30 minutos.


Echar una pizca de azúcar en el centro de la superficie de cada magdalena, ayuda a que suban de forma regular, con menos tendencia a ladearse.


 

Síguenos en Facebook